Feb 22

El adecuado mantenimiento automotriz trae beneficios

© Shutterstock

© Shutterstock

Adquirir un auto no es solo salir a las calles a estrenarlo, invitar a la familia a pasear y sentirse dueño de los caminos. Implica muchas responsabilidades más: manejar con precaución, ahorrar combustible, darle mantenimiento al motor, cambiar los lubricantes, llantas, pintura…

Con la restricción en los cupos de importaciones de vehículos, y con la vigencia del pico y placa en Quito, los autos usados se han revalorizado. Nuestro Mundo Air Magazine detalla una guía y algunos consejos para que el vehículo, nuevo o usado, tenga una mejor vida útil.

Patio Tuerca recomienda cambiar las bujías y cables gastados para que la electricidad se traslade sin problema y el motor no sufra combustión. Es fundamental revisar el manual del vehículo. Es mejor mantener la velocidad constante para evitar perjuicios y conservar un buen nivel de gasolina.

Estar pendiente de las luces del tablero es importante. Si una de ellas permanece encendida acuda donde un mecánico. Puede haber inconvenientes en la batería, la presión de aceite o temperatura del motor. Si el auto está goteando observe si las mangueras del motor están envejecidas o con ranuras y cámbielas de forma inmediata para que el vehículo no sufra daños severos.

Es necesario que el motor tenga una ventilación adecuada para un buen proceso de combustión. El filtro de aire es el que se encargará de que exista la buena ventilación y evitará que se retengan insectos, partículas o polvo. Lo más adecuado es cambiarlo regularmente, porque se puede saturar de todas estas impurezas. Y una de las mejores formas de evitar un sobrecalentamiento es cuidar la cantidad de líquido refrigerante.

El cambio de aceite es importante. Puede variar de acuerdo con el tipo de motor. Por lo general, se lo hace cada cinco mil, o incluso cada ocho mil kilómetros.

Cepsa, empresa de lubricantes, llantas y vehículos, expone sus puntos de vista en lo relacionado con el mantenimiento de autos. Francisco Saavedra, gerente técnico de Lubricantes, explica que los lubricantes son clave para mantener de forma adecuada al vehículo, sobre todo al motor. Hay que verificar todos los días el nivel de aceite, de agua y de aire en las llantas. “Hay tres tipos de aceite que se pueden usar: el mineral, el semisintético y el sintético. Son recomendados para todo tipo de motor (diésel o gasolina). Si adquiere el mineral, Castrol recomienda cambiarlo cada cinco mil kilómetros, y el  semisintético, cada siete mil, y al sintético, cada 10 o 12 mil kilómetros”.

© Shutterstock

© Shutterstock

Estos parámetros pueden variar por el sistema de manejo de las personas, por el combustible que utiliza, por la carretera que recorre, etc. El aceite está degradado cuando, por ejemplo, su capacidad se transforma en un líquido espeso y blanquecino, o emana un olor a combustible.

Según Saavedra, todos los aceites deben tener un color oscuro, lo que demuestra que están cumpliendo con su trabajo. Los valores promedios de estos aditivos minerales varían entre 20 y 22 dólares incluido el filtro. El semisintético cuesta entre 28 y 30 dólares, y el sintético, entre 35 y 40 dólares. “Recurra siempre al manual del usuario, ahí le indica cuál aceite utilizar hasta que el auto requiera reparación del motor”, explica Saavedra.
El servicio de posventa de las concesionarias es un valor agregado que se da al cliente. También recomiendan la mejor forma de mantener su automóvil.

Kía Motors aconseja conocer dónde se encuentran los depósitos de líquidos. “Están correctamente cuando se ubican dentro del mínimo y máximo marcado en el depósito o varilla. Si  están por debajo del mínimo indicado, se debe acercar a un taller autorizado para revisarlo. Evite cualquier daño al conocer el funcionamiento del vehículo y realizar los mantenimientos preventivos indicados por el fabricante”. Los autos Kía requieren un nuevo líquido de frenos cada 50 mil kilómetros.

Los autos de lujo también tienen lo suyo. En Autolider Ecuador S.A., a través de su servicio de posventa dan una guía para proteger al Mercedes-Benz. Aldo Di Fonzo, gerente de Repuestos, recomienda que aproveche la eficiencia electrónica de la marca, “a través del tablero puede conocer lo que requiere y recurrir al concesionario más próximo. La computadora del vehículo avisa el kilometraje”. Los autos de esta firma aproximadamente requieren un mantenimiento después de los siete mil kilómetros.

Otra recomendación, al igual que los anteriores conocedores del tema, es que revise siempre su manual. Mercedes-Benz tiene hasta cinco computadoras instaladas. Si se sigue todas las recomendaciones, según Di Fonzo, su vehículo no le traerá problemas.

© Shutterstock

© Shutterstock

Los neumáticos también son importantes
En Continental Tire Andina las llantas, en lo referente a vehículos pesados, se dividen por aplicaciones. Hay neumáticos regionales, de construcción y de fuera de carretera. En la primera clasificación existe una segmentación adicional: la de carga pesada y el servicio urbano.

El técnico Marco Aguirre afirma que la alineación para camiones tiene dos aristas. La una, la preventiva (entre 10 mil y 15 mil kilómetros), y la correctiva cuando se muestra una condición especial (desgaste inusual o irregular, que podría ser por falta de alineación). Cuando un vehículo no está alineado tiene una pérdida al final de la vida útil de las llantas de un 25 %. Una alineación para camiones puede costar entre 40 y 50 dólares.

A los neumáticos siempre se les debe revisar las presiones de aire, que dependen del peso que el vehículo va a cargar. Se deben tomar en cuenta las recomendaciones del proveedor. Las regulaciones del Ministerio de Transporte exigen que el labrado mínimo remanente de este tipo de llantas no sea inferior a tres milímetros.

“La red de distribuidores de Continental cuenta con camionetas de servicio y unidades móviles para dar servicio a domicilio. El cliente recibe asesoramiento y la empresa analiza cada caso para saber qué es lo que requiere, por ejemplo, una flota de vehículos”, afirma Vicente Urzúa, gerente de Ventas Ecuador y Coordinador de Producto de la Región Andina.

¿Y los autos livianos? Andrés Caicedo, de la misma empresa, explica que lo más importante es controlar la presión de inflado. Hay que revisarlo una vez al mes. Cuando una llanta presenta hinchazones se la debe cambiar. Hay otros  factores que influyen como el desgaste y si ha sido utilizada por más de cinco años.

Para Hyundai es importante que su vehículo esté siempre alineado y balanceado. El desajuste genera que exista un desgaste desigual de las llantas del automóvil, el cual puede generar problemas en el rendimiento del vehículo o un accidente. Los neumáticos deben ser rotados para que su desgaste sea uniforme, “hágalo cada 10 mil kilómetros”.

Cepsa le aconseja chequear el aire una vez al mes. Se tiene que seleccionar el tipo de llanta según los usos que le dé al vehículo. Hay deportivas, para carretera con lodo, con control seguro en las curvas y tracción en las rectas, entre otras. Un juego de cuatro neumáticos, para un Aveo, puede costar 320 dólares más IVA (80 dólares la unidad).

© Shutterstock

© Shutterstock

Cuide la pintura y los tapices
Lavar el carro por lo menos una vez a la semana mantiene la pintura. La empresa Su Auto afirma que así no se percude, o no proliferan las manchas negras que obligan a pulir el vehículo. No utilice detergente sino un champú especial para automóviles. También puede encerarlo, pero no dejarlo por mucho tiempo con la cera ni  exponerlo al sol, ya que la pintura se quema.

La línea de pintura automotriz tiene diferentes gamas que varían de acuerdo con el precio. Existen algunas que se mezclan con agua, “son menos contaminantes, pero más costosas”, afirma el gerente Yamil Simon Torres. Pintar el carro le podría costar entre 1 000 y 1 200 dólares. Si los vehículos han sido macillados por choques anteriores, la duración de la pintura se afecta, “el promedio es que esté en buenas condiciones por cinco años”.

Otras opciones son usar cobertores de parabrisas para cubrir del sol y proteger los tableros, y limpiar la tapicería con un paño húmedo. Compre productos para mantener el brillo, pero tome alertas con la calidad y es mejor si tienen protección UV. La enderezada también es importante cuando se choca o se golpea.

Aspire o limpie, no de forma agresiva, los asientos una vez a la semana. Una limpieza profunda anual es recomendable. Si los asientos tienen bastantes manchas los puede retapizar. No olvide cubrirlos del sol.

Nissan, a través de su servicio de posventa, aconseja que abrillante la pintura cada cinco o seis meses. “Lave su auto con profesionales expertos, de esa forma evitará manchas, faros amarillos o rayones”.

nm75-auto2-1436392233-734b56fb7fae60d513358181b91db7b8

© Shutterstock

Ahorro de combustible, filtros y tips de manejo
• Para ahorrar combustible al manejar un camión evite arrancar y acelerar bruscamente, maneje a una velocidad constante, desacelere con anticipación, evite el zumbido de vacío, elimine el ralentí (revoluciones por minuto) innecesario, revise la presión de aire de los neumáticos, cambie el aceite y el filtro de aire de forma periódica.
Al manejar un camión, el conductor debe reconocer y acostumbrarse a los interruptores e indicadores del vehículo. Ajuste los espejos, preste atención a los puentes bajos, ramas de los árboles, carteles, etc. Revise todos los días los parabrisas, operación de las luces, aceite, espejos, llantas, frenos, indicadores de advertencia, medidor de combustible, bocina y arranque del motor.

• Nissan sugiere mantener las llantas infladas para cuidar la suspensión del vehículo y ahorrar combustible. Procure no tener el tanque de combustible más abajo de un cuarto para evitar complicaciones en las bombas.

• Patio Tuerca indica que acelerar o frenar de modo repentino eleva el consumo de combustible hasta en un 20 %. La velocidad recomendada oscila entre 60 y 80 km/h.

• De acuerdo con un estudio de Society of Automotive Engineers, a 88 km/h un auto, con las lunas bajas, incrementa en 20 % el consumo de gasolina. Y a esa misma velocidad, al tener el sistema de aire acondicionado encendido, el incremento es del 10 %.

por María Fernanda Arauz