Feb 22

Quito vibrante y señorial para recordar su fundación

El 26 de noviembre de 1959, un titular del diario vespertino Últimas Noticias, decía: “Ciudadanos, debemos revivir el 6 de diciembre, la encantadora serenata quiteña”. Se invitó a los citadinos a salir a las calles el 5 de diciembre de ese año. En ese entonces, a la capital solo se la festejaba en el Centro Histórico.

Más adelante, en 1960, con el éxito de la primera cita, se volvió a convocar a los quiteños para la serenata. Aquí, cuenta Jorge Ribadeneira, que en ese entonces era reportero del diario mencionado e iniciador de las fiestas, que el evento se desarrolló en Radio Quito. En 1961 la fiesta tomó otro tono. Participó el dúo Benítez y Valencia (Gonzalo y Luis Alberto), que cantó en la Plaza Grande y su escenario fueron las escaleras de la Catedral; “fue el primer año en el que se bailó con mucho entusiasmo”, comentó Ribadeneira.

Entre 1960 y 1961, el matador de toros, empresario, y productor cinematográfico Manolo Cadena Torres fue el mentalizador de la feria taurina Jesús del Gran Poder. Por tanto, ya para 1962 la fiesta quiteña había tomado fuerza. La gente salía a las calles y los presidentes de la República saludaban a Quito. En ese año lo hizo Carlos Julio Arosemena.

La historia también cuenta el inicio de los campeonatos de cuarenta. Un festejo infaltable en la celebración a la ciudad capital. Entre 1963 y 1964, de igual forma, Últimas Noticias instituyó el primer Campeonato de Cuarenta, cuya sede era el Hotel Quito.

El Municipio de Quito intervino y se empezaron a desarrollar actos en otros barrios de la ciudad. La fiesta taurina creció y tomó fuerza, arribaron toreros internacionales de categoría.

En 1964, se ejecutó el Desfile de la Confraternidad, que alcanzó un gran éxito. Participaron empresas, colegios, firmas comerciales y público en general. Hasta la fecha es una tradición que las entidades educativas también hagan su homenaje a Quito. Los estudiantes desfilan por la ciudad, además de decorar los patios, aulas y jardines de su escuela o colegio. Con su inocencia y entusiasmo, propio de la edad, representan las leyendas quiteñas y muestran al ‘Edén de Maravillas’.

En ese entonces, el vespertino también era parte de la organización de la elección de Reina de Quito. Por esos años era conocida más como una designación que como una elección.

En 1966 fue cuando el Comité de Fiestas organizó la elección, convocando a entidades y organismos a inscribir a las interesadas. El 22 de noviembre de ese año se realizó la presentación, y se nombró a Elena Cárdenas reina de Quito 1966-1967. Los años ochenta y noventa tomaron otro matiz. ¿Quién no bailó en su juventud en los barrios de Quito? Que si vamos al ‘Machalazo’ (norte), o disfrutemos el ‘Chavezazo’ (sur) o del ‘Polianazo’ (Polonia y Vancouver). Inició la llegada de artistas y grupos musicales internacionales de renombre.

Este año, al igual que desde 2011, las corridas de toros serán distintas, formarán parte de la agenda, pero sin que el animal muera en el ruedo.

La ‘fiesta brava’ tendrá su temporada del 2 al 6 de diciembre en la plaza Belmonte (San Blas) y contará con la presencia de toreros nacionales.

Hoteles y restaurantes prepararán platillos y dulces tradicionales. Deléitese saboreando de la comida española, o disfrutando de una presentación de flamenco, baile con las bandas de pueblo, disfrute de un paseo en chiva, organice un campeonato de cuarenta con sus compañeros de oficina o con su familia, participe de concursos de trompos, elija a la ‘quiteña bonita’ de su oficina… El objetivo es festejar, disfrutar y sonreír para homenajear a Quito.

Celebre a Quito al estilo Reina Isabel.

El hotel Reina Isabel, con 20 años de experiencia en el mercado, tiene a disposición de sus clientes 100 habitaciones y suites donde ofrece estilo y confort. Confecciona su propia ropa de cama, sus instalaciones son decoradas con obras de arte originales y ofrece tecnología de punta.

El cliente puede disfrutar de Lumo Restaurante, cuya especialidad es la cocina ecuatoriana; de Azure Gym & Spa, que ofrece diversos tratamientos de salud y bienestar, y de cinco salones para eventos y convenciones.

Este lugar, que ofrece una estadía inolvidable, no podía quedarse fuera de los festejos a Quito. Del 30 de noviembre al 4 de diciembre podrá degustar del menú Fiestas de Quito, con la presentación de un trío de música colonial. Habrá trilogía de delicias quiteñas, paella valenciana, higos con queso y sangría de la casa.

El 4 de diciembre, además, podrá ser parte de la cata-maridaje de tapas y vinos, con la presentación de un grupo de flamenco. El 5 de diciembre deguste los postres quiteños. Y el 6 de diciembre disfrute de un brunch de comidas típicas en la terraza de Lumo Restaurante, donde se elegirá a la Quiteña Bonita y al Chulla Quiteño.

Un festival de rodizio por el cumpleaños de Quito.

Lua restaurante tiene como objetivo hacer una cocina más inclusiva y crear su propio estilo sobre la base de la experiencia adquirida estos años en Ecuador. Su gerente, Alexander Lau, es originario de Lima y comparte su sueño con el brasileño Daniel Pillon De Oliveira. Su comida es de ‘autor’.

Estos dos expertos en gastronomía hacen de Lua un sitio ideal para celebrar las Fiestas de Quito. Con el ‘viva Quito’ a flor de piel, el cliente que disfruta de la buena comida debe acudir a la la Pontevedra N 24-422 y Francisco Salazar.

En estas fiestas deléitese con un festival de rodizio (técnica brasileña de asado a la parrilla). Habrá res, cordero y cerdo. Si bien el rodizio suele servir solo carnes, en Lua también podrá degustar mariscos y pescados. Se ofrecerá pez espada, pulpo, langostinos y atún.

En una oferta tan variada no puede faltar la guarnición precisa. Vegetales a la parrilla, papas al horno de leña, yuca crocante…

El comensal disfrutará de un bufete. Recibirá dos tarjetas (verde y roja). Mientras la primera esté colocada en su mesa, el mesero sabrá que aún tiene apetito y seguirá sirviendo. Al presentar la roja, le indicará que ya está satisfecho.

Las bebidas, los postres y el baile. La especialidad de Lua son los piscos macerados con especias y frutas. Así que pruebe piscos con eucalipto, ishpingo, uvilla, guayusa, taxo. Los amantes del vino encontrarán una promoción especial.

Calme su sed con sangría. Por el aniversario de la capital podrá beber sangría de vino blanco y de vino tinto. Cocteles, también macerados, llegarán a su mesa (mojitos, caipiriña, margaritas). Este ‘edén de maravillas’ le trae precios especiales.

Los postres estilo rodizio se servirán para el chulla y la quiteña bonita. Habrá ‘beijinhos’ de chocolate y de jengibre…  ¿Y la música? Un grupo de flamenco amenizará su comida. Un show con música de Sabina y un guitarrista, también de flamenco, serán parte del repertorio. Baile como si estuviera en una fiesta.

Su paladar puede disfrutar de estas novedades del 28 de noviembre al 6 de diciembre. Cancele un solo valor que incluye el rodizio, el postre ideal y la bebida indicada.

por María Fernanda Arauz